¿Cómo funciona el nuevo algoritmo de Instagram?

¿Cómo funciona el nuevo algoritmo de Instagram?

La red social de imágenes más grande del mundo decidió develar cómo decide ordenar las publicaciones en el feed (página principal). Ya en marzo de 2016, Instagram había decidido dejar de mostrar las publicaciones por orden cronológico y empezó a basarse en un algoritmo que fue cambiando con el tiempo y que, hasta hoy, nadie sabía exactamente cómo funcionaba.

Para ordenar el feed de actualizaciones de cada usuario, Instagram se basa en su machine learning: una máquina de aprendizaje que va comprendiendo qué es lo que le gusta a cada persona según sus acciones dentro de la red.

Esta machine learning analiza tres variables fundamentales: el interés, la relación y la novedad.

1) Interés

Esta variable se calcula a partir del historial de cada usuario, es decir, según sus ‘me gusta’, sus comentarios o las palabras que haya buscado en esta red social.

Instagram tiene en cuenta el contenido que al usuario le gustó en el pasado para determinar aquello que más le va a interesar ver ahora. A partir de ahí, analiza el contenido actual de sus contactos y determina qué le muestra primero.

Además, Instagram es capaz de reconocer el contenido de las fotografías, lo cual hace que pueda identificar mejor el interés de las personas por determinados temas.

2) Relación

Otra de las variables que usa el algoritmo de Instagram es la relación que un usuario tiene con otros, y esto lo mide a partir de la interacción.

Mientras más comentarios un usuario escriba en las fotos de determinadas personas, o lo etiqueten en ellas, Instagram va a asumir que dichas personas forman parte de su grupo familiar o de amigos, y por eso le va a mostrar primero sus publicaciones.

3) Novedad

Lo nuevo es lo que más peso tiene: el contenido más reciente es el que, teniendo en cuenta las otras dos variables, se va a posicionar mejor en el ranking del feed, incluso si todavía no fue consumido.

Lo que no cuenta…

Por último, y para despejar ciertas dudas de los usuarios, los responsables de Instagram aseguran que la aplicación:

  • No favorece ni más ni menos a aquellas cuentas que usan las stories.
  • No beneficia a las cuentas de negocios sobre las personales.
  • No le da más importancia a las fotos que a los vídeos, ni viceversa.